“Pechito”, leyenda del automovilismo

“Pechito”, leyenda del automovilismo

Argentina, sometida en los últimos tiempos a presenciar el incontestable dominio de pilotos de otras nacionalidades en cada certamen disputado en el calendario FIA, da gracias a los cielos ahora mismo por el preciado regalo llegado detrás de un amigable rostro, lugar en el que se esconde el alma de uno de los mejores pilotos del automovilismo actual, “Pechito” López, portador de un legado en peligro de extinción desde su último dueño, Juan Manuel Fangio.

José María López, procedente de Córdoba (Argentina), se deshacía en un torrente de lágrimas y emoción tras conseguir la victoria en la 1º manga del Gran Premio de Tailandia, resultado que hacía realidad un merecido bicampeonato de WTCC bajo sus brazos. Bajo el champagne, himnos y celebraciones, “Pechito” recordaba en cada declaración las dificultades que ha tenido que atravesar hasta coronarse en esta lucha.

 

PORTAZOS A SUS SUEÑOS

Un talento innato en categorías inferiores desde su adolescencia le catapultaron a las redes del prestigioso equipo Renault de competición, donde resultó campeón de la Renault V6 Europea en 2003, un galardón que se traducía en una prueba con el equipo de Fórmula 1. Sin alejarse en ningún momento de la batuta del equipo galo, la GP2, escalón previo por excelencia al Gran Circo del automovilismo, le vería subir al podio en algunas pruebas de 2005, siendo ganador del Gran Premio de España incluso. Sin duda, la Fórmula 1 y la perla argentina estaban más cerca de encontrarse que nunca.

Inicios agridulces en Renault

Inicios agridulces en Renault

Cuando menos lo esperaba, el equipo francés retira su apoyo a “Pechito” en 2006, en el momento justo para el ascenso a piloto probador del equipo de Fórmula 1. La situación le obliga a volver a Argentina, abriéndose una nueva etapa de avances y triunfos en el mundo de los turismos. En 2008 gana el campeonato Argentino “Turismos de Competición 2000” (TC2000), honor que revalidaría un año más tarde, junto a la victoria en la Top Race y estando a punto de convertirse en el 1º argentino en lograr la triple corona (su 2º puesto en el Campeonato de Turismos de Carretera lo impidió).

La temporada 2010 le acerca de nuevo a las puertas de la Fórmula 1 al ser nombrado como piloto oficial de la recién creada escudería US F1 Team. De nuevo, la ilusión quedó en nada. Varios incumplimientos y retrasos en los proyectos del equipo le impidieron tomar parte de la parrilla. Como última opción, Hispania Racing Team era la última esperanza, pero Karun Chandhok se presentó con más dinero a sus espaldas que el piloto argentino, arrebatándole el asiento. Definitivamente la Fórmula 1 no entraba en el itinerario de su caprichoso destino.

En 2012 sube al escalón más alto del podio en el certamen Súper TC2000, consolidándose como nueva apuesta en el Campeonato Mundial de Turismos, el WTCC.

 

LOS TURISMOS PONEN EL MUNDO A SUS PIES

Cierre de temporada 2015 en Qatar

Cierre de temporada 2015 en Qatar

Tras acumular mucha experiencia en disciplinas con este tipo de vehículos, en 2013 BMW le ofrece participar en el Gran Premio de su hogar, Argentina, de WTCC. “Pechito” despuntaría de manera increíble en su debut, consiguiendo ganar la 2º manga de la prueba, y estallando ante su público.

En 2014 firma un contrato con el equipo Citroën, compartiendo garaje con el tetracampeón de WTCC, Yvan Muller, junto al 9 veces ganador de WRC, Sébastien Loeb. Plantando cara a verdaderas leyendas, José María López se convierte en el 1º piloto Argentino, tras Juan Manuel Fangio, en conseguir un título mundial de la FIA. 10 victorias y 7 podios más en 23 carreras le avalan como nuevo dominador de la categoría.

Sin bajarse del carro, el año 2015 le hace coronar la cima de nuevo, sentenciando la lucha con su 9º victoria del año en Tailandia. Solo Andy Priaulx (ganador en 2005, 2006 y 2007) e Yvan Muller (vencedor en 2008, 2010, 2011 y 2013) habían conseguido antes 2 títulos consecutivos en esta competición. “Pechito” se derrumbaba tras la gesta:

“Trabajé más, traté de mejorar pequeñas cosas. Sabía que tenía que buscar algo para pegar un salto, ya que mis compañeros iban a ser más fuertes. Estoy contentísimo por haber ganado este título mundial, todo gracias a un gran equipo que me dio la posibilidad de lograr esto.  Creo que es principalmente para mi familia, que ha sacrificado muchas cosas para que pudiera venir a competir a Europa”

En el desenlace de Qatar, López se alzó con la 10º victoria de la temporada en la 1º manga del día, igualando la impecable marca de 2014 en un año, sin duda, digno de ser enmarcado. El triunfo de su compañero Muller en la 2º tanda le otorga el subcampeonato, con un único punto de diferencia sobre Loeb, quien dice adiós a los turismos. Citroën arrasa en constructores al tiempo que sus 3 héroes ocupan el podio de pilotos. “Pechito”, con casi 120 puntos de diferencia con el 2º, no dejó dudas sobre su dominio dentro del equipo.

Felicitaciones entre "Pechito" y Loéb, amigos y admiradores mutuos

Felicitaciones entre “Pechito” y Loéb, amigos y admiradores mutuos

 

¿QUÉ LE TRAE EL FUTURO?

Con Hamilton, gala de premios FIA 2014

Con Hamilton, gala de premios FIA 2014

Citroën anunció recientemente que se retiraba durante un año del mundial de WRC. La situación le obligaba hace un tiempo a decidir entre Rally y turismos. Viendo los resultados en esta 2º posibilidad, la decisión parecía evidente. La temporada 2016 parece ser la última del equipo galo en esta categoría, centrándose en el calendario de Rally a partir de 2017, coincidiendo con la llegada de nuevos reglamentos y tipos de coches a la competición “off-road”.

Para la próxima temporada, Loeb deja Citroën para tomar parte de los eventos de Rally Raid (Dakar…) con Peugeot. Yves Matton, director de Citroën Racing, anunció hace escasos días la renovación de contrato de “Pechito” López e Yvan Muller:

“El equipo Citroën Total ha sido la referencia desde su llegada a los circuitos en esta disciplina y su objetivo será revalidar sus títulos de Constructores y Pilotos. Dos Citroën C-Elysée WTCC serán conducidos por los dos pilotos que acumulan seis de los ocho últimos títulos mundiales de la especialidad: Pechito López e Yvan Muller”

El bicampeón argentino, en estado de gracia tras su doble corona, se convierte en auténtica leyenda del automovilismo al logar un bicampeonato en un certamen que, a pesar de no ser tan seguido como la Fórmula 1, WEC o WRC, es capaz de llevar a la guerra a algunos de los mejores pilotos de siempre. Al fin y al cabo, es otro notable campeonato de la FIA.

“Pechito” López cierra su año sonriendo y despidiéndose de uno de sus máximos ídolos:

“Feliz de estar un año más con Citroën. Son una familia para mí y estoy muy orgulloso de ser parte de este equipo fantástico. Sebástien Loeb, fue un honor y privilegio haber competido juntos. Fuiste, sos y serás siempre mi ídolo”

Unas lágrimas que reflejan el triunfo tras el sacrificio

Unas lágrimas que reflejan el triunfo tras el sacrificio

 

 

 

 

Comments

comments