Mestalla anestesiada

Mestalla anestesiada

¿Por qué  no hay manifestaciones? ¿Se pronuncia la gente respecto a la nefasta gestión de meriton? ¿Formará parte de la de la estrategia de meriton , ese silencio?

Recuerdo a  la afición en Mestalla, pañoladas épicas hacia entrenadores,  presidentes, malos resultados, jugadores…la último  era “Suso Canalla fuera de Mestalla” y un “Peter vete ya” muy tímido. También recuerdo que la afición ha sido artífice de muchas noches mágicas bañadas de gloria.

Primero fue  la curva  que debido a famosa norma de menos  30 años, optó por el silencio, más tarde se contagiaría el resto de la afición de ese silencio abrumador hasta convertirse  Mestalla en un cementerio.  Eso queda muy lejos de la caldera ardiente que siempre ha sido el antiguo Luis Casanova.  Reina el  pasotismo, por encima de las protestas sobre la paupérrima gestión de los actuales  mandatarios. Da la impresión  de que  poco les importa su escudo, desde su llegada ha sido n un declive  que no parece mejorar.

Mestalla ofrece una imagen de estar contagiada de ese pasotismo que genera la actual propiedad, lejos queda la manifestación donde miles de valencianistas demandaban la llegada de Peter Lim, avalada por el expresidente Amadeo Salvo. Apenas se ven carteles con “Peter vete ya”,  su repercusión hasta el momento no es muy notoria. Tampoco  hay gestos ni indicios de  protestas. Por los menos, si hay ánimos para intenta saltar la maléfica temporada del equipo.

Con esto para no hacer mala interpretación podemos hacer una segmentación, por una parte está el aspecto deportivo, la afición es consciente  de que estos momentos tiene que arropar al equipo al menos durante los 90 minutos. Fuera de ese tiempo ¿Por qué se conforma y no abuchea  a los mandatarios  del club? Justo hace tres años,  la afición como loca pidió mediante diversas manifestaciones la llegada del singapurense Peter Lim .

Veremos si Salvo con su comparecencia  con su discurso consigue mover a las masas o lanza otro mensaje, en los próximos días comparecerá ante los medios de comunicación.

Tarde o temprano la afición debe pronunciarse y en la mayoría de los casos mostrar su enfado.  Su descontento con el camino y la senda que está llevando el club, en todos  los aspectos  que han acabado afectando en los terrenos de juego  en forma de malos resultados. El bajo rendimiento del equipo y de los fichajes que no han aterrizado con buen pie resulta un argumento para no  satisfacer al seguidor del equipo. Tampoco el propietario da síntomas de mejoría y anda un tiempo desaparecido.

Comments

comments