Zuculini, un mediocentro de retales.

Zuculini, un mediocentro de retales.

El mediocentro argentino Bruno Zuculini dejó Valencia en busca de minutos. Ahora, en Córdoba, el jugador cedido por el Manchester City y  el club blanquiverde buscarán sacar ese corazón argentino que tanto le caracteriza para luchar por un puesto en el once de aquí al final de temporada. 

Bruno Zuculini

Con 21 años jugó más de cien partidos y anotó diez goles en la Primera División de Argentina. de mano de Claudio Vivas, reconocido entrenador de la escuela de Marcelo Bielsa, debutó en Racing de Avellaneda con escasos 16 años.

Se ha criado deportivamente con jugadores como el valencianista Rodrigo De Paul o Luciano Vietto. En el Sudamericano Sub’20 vistió la ‘5’ albiceleste, con quien anotó dos goles importantes y consiguió el bronce en un campeonato que ganaron Neymar y Lucas Moura. Sus credenciales, las cuales supusieron su pase al Manchester City y pusieron sobre aviso a Roberto Fabián Ayala, no son poca cosa. Pero todos tenemos la misma duda:

¿QUÉ ES BRUNO ZUCULINI COMO FUTBOLISTA?

Pues bien, en Argentina lo comparan con Javier Mascherano; uno de sus técnicos en Racing le ponía vídeos de Yaya Touré y Andrea Pirlo; otros dicen que pertenece a la escuela alemana, y en el diario Superdeporte lo llamaron ‘Zucunsteiger’ (http://www.superdeporte.es/valencia/2014/07/26/juega-zucunsteiger/230840.html). No es como ninguno, pero tiene cositas de todos ellos. Tejido con retales de los mejores “trapos” del mundo.

Bruno Zuculini ARGPara empezar, su posición es la de pivote, justo por delante de la defensa; volante central, como a él le gusta definirse.

Su actitud y estilo de juego, lejos de ser conservadora y hacer de él un pivote defensivo al uso como ‘el Jefecito’, es la de desplazarse por casi todo el ancho y el largo del terreno de juego, como Basti Schweinsteiger. Sin ser el jugador que más balones roba del equipo, ayuda en esa faceta gracias al “corazón argentino” que tanto le acompaña.

También comparte con Andrea Pirlo el aspecto de crear ocasiones de juego partiendo desde el pivote. Aunque, está claro, no tiene ni su técnica ni su impacto en el equipo, Bruno Zuculini no es un jugador al que se aísle en la creación. Arriesga poco en el pase corto y cuenta con un desplazamiento en largo más que aceptable. No obstante, el rol que más reconocimiento le ha reportado ha sido el de ‘box to box’, es decir, centrocampista llegador.

La jugada que le define es la de un compañero desbordando en banda derecha, centrando al área y el propio Zuculini, zafándose de su marca o entrando al área sin ella, por sorpresa, rematando a gol en un toque. Casi a lo Sami Khedira. No obstante, un servidor opina que realiza gestos y desmarques dentro del área más propios de un ‘9’ académico, de la vieja escuela, que de un mediocentro. Al final del texto adjuntaremos un vídeo para que usted, querido lector, juzgue por sí mismo.

Por alejarnos un poco de las comparaciones, la siguiente característica que destacaremos del joven argentino es la polivalencia. Durante su carrera ha ocupado los puestos de mediocentro, interior derecho e izquierdo, de enganche e incluso escorado a la banda derecha (eso sí, con marcada tendencia a buscar posiciones interiores). Debido a su capacidad de trabajo no pone pegas a jugar en diferentes posiciones, pues gracias a ella tiene menos dificultades para adaptarse que otros.

¿QUÉ PUEDE APORTAR AL CÓRDOBA CF?

zucu ccf

Lo que puede aportar Bruno Zuculini al Córdoba depende de lo que se le pida. Dado que Miroslav Djukic tiene un once tipo bastante cerrado y en el que ya existen tres delanteros puros y un extremo driblador jugando por dentro, a lo que cabría añadirle el mayor rigor táctico y las defensas más organizadas en la cultura española con respecto al fútbol del campeonato argentino, se antoja difícil que pueda mostrar su capacidad de llegar al área.

Quizá sacrificando a uno de los tres de arriba (Andone o Ghilas), escorando a Fede a la izquierda para hacer de extremo puro (registro que también domina Bebé) y dándole la mediapunta a Zuculini podría llegar a verse una de sus mayores virtudes. Cabría la posibilidad de formar doble pivote con Fausto Rossi o Deivid. Tendería a descolgarse menos, pero podría destaparse como un buen activo en defensa al ser más aseado que el canario en el trato al balón y poseer también cierta capacidad de robo. La afición cordobesista espera que cumpla las expectativas, y los amantes del fútbol argentino tienen ganas de volver a ver a aquel joven que empezó a encandilar siendo apenas un adolescente.

Comments

comments