Australia comienza goleando

Australia comienza goleando

El de hoy era uno de esos partidos trampa para un equipo ‘contender’. Australia llegaba al inicio de la Copa Asia, su Copa Asia, con una victoria en 11 partidos en 2014 y con la sensación de que el proyecto de reconstrucción aussie no va ni para delante ni para atrás.

Postecoglou planteó un once ofensivo. Dos laterales largos (Franjic y Behich), un solo mediocentro (Jedinak), dos volantes muy ofensivos (Luongo y Troisi) y arriba el tridente formado por Cahill, Leckie y Kruse.

El once Socceroo

El once Socceroo

 Después vino la calma. Costó abrir la lata pero Luongo consiguió zafarse de la defensa kuwaití y dar un buen pase a Cahill, que envió el primero a la red. Aquí es cuando se abrió el partido. Behich demostró porque juega en vez de Jason Davidson en el puesto de 3 y Franjic, lateral derecho, confirmó que tiene nivel para ser titular en los Socceroos con garantías con un buen centro con su pierna mala que Luongo cazó y convirtió en gol. Así se llegó a la segunda parte. El equipo de Ange demostró que sabe sufrir y mostró espíritu. La segunda parte fue aún mejor. Llegaron dos goles más de Jedinak (tras un penalti que no era, o si era, era muy justo) y otro al final de Troisi. Jedinak se metió entre los centrales y permitió subir a los laterales. Luongo y Troisi se hicieron con el mediocampo y Kruse y Leckie se atrevieron a mostrar su versión más incisiva.

Puntuaciones

Matt Ryan (Brujas, 14 internacionalidades): 90 Minutos. Recibió un gol rápido sin tener ninguna culpa. Después cuajó un partido muy interesante. Tuvo varias intervenciones de mérito, como por ejemplo la parada que realiza a un disparo desde fuera del área en la que manda el balón al travesaño. En el Mundial se le vio algo inseguro pero parece que en estos seis meses ha ganado aplomo, como se vio en un uno contra uno tras un error suyo en el que se lanzó casi al pie del atacante para arrebatarle un balón. Un 7

Ivan Franjic (Torpedo Moscú, 13 internacionalidades): 90 minutos. Estuvo en su salsa. No tuvo mucho trabajo ya que Kuwait estuvo encerrado en su área casi todo el partido y apenas se atrevieron a atacar. Las pocas veces que tuvo que ir al corte lo hizo muy bien, mientras que en ataque fue una parte muy importante. El segundo gol viene tras un gran centro suyo. Veremos como lo hace contra rivales mejores. Un 7

Trent Sainsbury (Zwolle, 5 internacionalidades): 90 minutos. Falló en el gol de Kuwait. No tuvo mucho trabajo pero a excepción del gol en contra solucionó con efectividad todo lo que le llegaba. Habrá que verle contra un rival con mayor entidad. Le vino muy bien tener cerca a Jedinak, que aportó cohesión a la pareja Trent Sainsbury- Spiranovic. Sacó muy bien el balón. Un 6

Matthew Spiranovic (WSW, 22 internacionalidades): 90 minutos. Lo que hemos dicho sobre Sainsbury se puede aplicar a él. Era la primera vez que jugaba con Sainsbury y eso se notó en algunos momentos. Tuvo menos peso en ataque que su compañero, ya que entró menos en contacto con el balón. Un 5.5

Aziz Behich (Bursaspor, 8 internacionales 2 goles): 90 minutos. Muy activo todo el partido. Demostró porqué ahora mismo es superior a Davidson: fue intenso, subió sin dejar mucho huecos, desbordó y puso algún buen centro. En un equipo con buenos cabeceadores como es Australia es importante tener laterales que sepan centrar y por esto Behich es tan útil. Un 7

Behich, a la izquierda, con el presidente Abbott

Behich, a la izquierda, con el presidente Abbott

Mile Jedinak (Crystal Palace, 53 internacionalidades 7 goles): 90 minutos, 1 gol. No realizó su partido más vistoso pero fue el comienzo de todo lo bueno de Australia. Cuando el equipo iba abajo templó el juego y cuando los Socceroos consiguieron colocarse por delante se encargó de que nada raro pasase. Estuvo preciso en el pase y ocupó los huecos que podían dejar Luongo o Troisi cuando adelantaban su posición. Marcó de penalti, donde ha mostrado ser infalible. Un 7,5

Massimo Luongo (Swidon Town, 6 internacionalidades 1 gol): 84 minutos, 1 gol. El mejor del encuentro. Cuando Postecoglou le colocó junto a Troisi le obligó a tomar las responsabilidades defensivas y a jugar un poco más atrasado de su posición. Esto no fue para nada un problema. No solo marcó y asistió sino que generó muchas ventajas en tres cuartos y defendió con intensidad. Ganó bastantes balones. Un 9

Luongo y Cahill adelantaron a Australia

Luongo y Cahill adelantaron a Australia

James Troisi (Zulte, 17 internacionalidades 2 goles): 90 minutos, 1 gol. Una de las dudas en el once era si el seleccionador apostaría por Tommy Oar o él. La necesidad de tener un hombre más en el mediocampo hacía de Troisi una mejor opción y el ex del Newcastle pronto demostró que este planteamiento era el correcto. Si Luongo jugaba más atrás, Troisi jugaba más cerca del área, buscando huecos. Su velocidad generó mucho problemas a la defensa de Kuwait. Su gol, todo fe, muestra el camino a seguir. Un 8

Matthew Leckie (Ingolstand, 17 internacionalidades 1 gol): 90 minutos. Un poco cohibido y sin huecos en la primera parte pero bastante activo la segunda parte. Sufre bastante en estático y necesita huecos, por esta esta razón no brilló mucho al principio. En el último cuarto de hora de partido Leckie se atrevió a desbordar y protagonizó algunas buenas acciones, como la que precede al gol de Troisi. Un 6.5

Robbie Kruse (Bayer Leverkusen, 33 internacionalidades 3 goles): 71 minutos. Estuvo muy vigilado y no llegó a encontrar su sitio del todo. Aún así cuando pudo desbordó y realizó algunas buenas jugadas. Siguen pasando los partidos y parece que seguimos sin ver al mejor Kruse, cosa necesaria para las aspiraciones de Australia, quizá porque sigue sin confianza después de pasarse bastantes meses lesionado. Provocó un penalti. Un 6.

Tim Cahill (RB New York, 77 internacionalidades 37 goles: 62 minutos, 1 gol. Abrió la lata para variar. Con su octavo gol en los últimos 12 meses con Australia empató el partido. Quizás no se le vio tanto como en otros partidos (buena señal para el equipo) pero estuvo en su sitio siempre que se le necesitó. La posición de 9 en la que juega en los Socceroos se adapta a sus actuales cualidades. Un 7.

Cahill abrió la lata

Cahill abrió la lata

Mark Bresciano (Al- Gharafa, 82 internacionalidades 13 goles): 8 minutos. Apenas le dio tiempo a entrar en juego. Será el jugador número 12 para Postecoglou, primero porque Australia tiene carencias generando juego y segundo porque la experiencia que aporta nadie la puede dar. Sin calificar.

Nathan Burns (Wellington, 8 internacionalidades): 19 minutos. Muy participativo. Tuvo una buena ocasión que mando al larguero y otra que falló estrepitosamente frente al portero. Hizo lo que Postecoglou le pidió y seguramente esto le garantice jugar más minutos otros partidos. Un 6.

Tomi Juric (WSW, 6 internacionalidades 1 gol): 28 minutos. Algo decepcionante. El partido tuvo fases en las que había pocos huecos y fases donde había el juego estaba más abierto y en ninguna de las dos supo  desenvolverse. Un 5.

Diego Martín

Diego Martín

1992. Cofundador de falso9blog. Amante del fútbol español, australiano y NBA. Lo que hago no es periodismo
Diego Martín

Comments

comments