El Athletic se hace fuerte en San Mamés

El Athletic se hace fuerte en San Mamés

Ya son 17 puntos cosechados por el Athletic en el Nuevo San Mamés, unos números completamente envidiables. Y, aparte de superar en el campo hoy al Eibar, los superan en la clasifación, colocándose séptimos en la clasificación, con 23 puntos. Los de Valverde cada vez dan más miedo a los equipos de arriba, que esta jornada se dejaron bastantes puntos por el camino.

Primera parte

En la primera parte vivimos un inicio de partido donde el Athletic parecía salir con más ganas al terreno de juego. Esta actitud se mantuvo durante los 10 primeros minutos, con alguna ocasión de peligro para los locales, pero finalmente el juego se estabilizó entre los dos equipos y ell encuentro bajó sus decibelios. Algo curioso fue la gran cantidad de encontronazos que hubo. Eran golpes duros con la cabeza que afectaron bastante al ritmo del partido.

Sobre el minuto 25, llegó la primera gran ocasión de peligro del partido, en este caso para el Eibar, donde Sergi Enrich dejó pasar el balón entre sus piernas. El esférico acabó en Adrián González, que golpeo de primeras el balón y este se estrelló contra la madera de la portería de Kepa Arrizabalaga.

Momento exacto del gol de Beñat.

Momento exacto del gol de Beñat.

La ausencia de Aritz Aduriz y Raúl García se dejaba notar en los leones, que no conseguían meterse en el partido del todo. Pero, llegando al minuto 40, el cuadro armero concedió una falta a unos 20 metros del área, escorada al lado izquierdo. El tiro libre acabó en las mallas de la portería, y su artífice, todo un especialista, Beñat. El golpeo de balón del vasco recordó a un astro argentino, y es que la falta fue botada a la perfección, metiéndose por la escuadra izquierda de la portería de Asier.

Este gol le dio confianza a los leones, que se metieron en el partido por completo, y esto afectaría a la estabilidad de las lineas del Eibar.

Segunda Parte

La segunda parte de este derbi fue bastante activa. Ambos equipos demostraron que la camiseta hay que sudarla, y lo dieron todo en el terreno de juego.

Lo dicho, el gol de Beñat dejó las líneas de los armeros descolocadas. Y, a falta de sus dos piezas esenciales, el Athletic encontró a Iker Muniaín y a Iñaki Williams. Ambos demostraron estar físicamente al 100%, y, en este sentido, rompieron completamente a los defensas del Eibar. Y gracias a esto, llegó el segundo gol.

Iñaki Williams se encontró con una defensa eibarresa descolocada, con Florian Lejeune como último hombre. Lo mejor que podía hacer era batir al francés en velocidad, y, así lo hizo. Con tanta velocidad, que se plantó sólo ante Asier Riesgo. Iñaki vio el hueco entre las piernas del guardameta y la coló con facilidad, marcando el segundo gol.

El partido parecía acabado, sin ninguna posibilidad para el Eibar. Pero estábamos equivocados. Los armeros sacaron fuerzas de flaqueza, de donde no las había, para poder poner en peligro la ventaja de los bilbaínos. El gol de la esperanza llegaría de la banda derecha.

Desde la banda de Pedro León, un futbolista que parecía no encontrar su sitio en el día de hoy. Y aún así estaba poniendo en apuros a Balenziaga. Fue el murciano quien se sacó un conejo de la chistera para servirle el balón a Inui y, el nipón, la dejó de un testarazo a Sergi Enrich, quien batió a Kepa de otro testarazo. Fue así como el Eibar se vino arriba durante los últimos 20 minutos.

Pero los eibarreses se olvidaron de la velocidad de los extremos bilbaínos. Dejaron la defensa descuidada y fue así como los leones encontraron el método de ganar el partido. Una contra letal en la que Beñat le deja en bandeja el gol a Iker Muniaín, que marca su segundo gol en liga, después de su calvario con las lesiones.

 

Juan Nicolás Castro

Juan Nicolás Castro

Estudiante de 4° ESO, redactor gallego sobre la Sociedad Deportiva Eibar, el Deportivo de La Coruña y el RCD Espanyol. Informando desde los 14 años ;)
Juan Nicolás Castro

Comments

comments