la caída de la estrella solitaria

la caída de la estrella solitaria

El ya esperado descenso del Botafogo, uno de los históricos de la Liga Brasileña a la serie B se produjo este domingo a falta de una jornada para el término del campeonato. Con la derrota por 2-0 contra el Santos en Vila Belmiro, el alvinegro ya no tiene posibilidades de abandonar el Z-4, lugar donde estuvo en 19 de las 37 jornadas disputadas. En total el equipo de Vagner Mancini ha acumulado 22 derrotas, 6 empates y apenas 9 victorias.En penúltimo lugar con 33 puntos el Botafogo solo podría llegar a los 36 (cifra insuficiente para salir de la zona de descenso) en la última jornada.

El descenso fue el capítulo final de una campaña marcada por diversos problemas tanto dentro como fuera de campo.

Un club que quizás no destaque por su número de títulos importantes pero si por haber tenido en sus filas a jugadores que hacen parte de la historia del fútbol brasileño y por ser uno de los equipos que más jugadores ha aportado a la “Canarinha”; jugadores como Nilton Santos, el inolvidable Garrincha, Heleno de Freitas, Jairzinho, una de las piezas clave de la Brasil campeona del 70, o más recientemente a Tulio Maravilha.

garrincha-drible

Mane Garrincha regatea a un rival

 

La campaña para el club de la estrella solitaria no empezó muy bien, en el primer partido de Liga y en el estreno de su entrenador Mancini después del fracaso de Eduardo Hungaro en la Copa Libertadores; la primera impresión del equipo hacia a muchos pensar ya que iba a ser un año muy complicado, la derrota para el Sao Paulo fue por 3-0, el propio entrenador dijo que vio a un equipo sin alma, alma que el equipo no ha logrado recuperar en toda la competición.

LA CRISIS FINANCIERA:

Las deudas del club ascendían a cifras incalculables lo que causo que a muchos jugadores se les debiera hasta 5 meses de sueldo. Después del parón para el Mundial la situación se volvió insostenible a punto de que los jugadores entrasen en campo en el derbi contra el Flamengo con una pancarta que decía: “Estamos aquí porque somos profesionales y por ustedes aficionados”.  Pancarta a la que los aficionados contestaron en el siguiente partido con otra en la que podía leer: “Estamos aquí por amor al Botafogo y para a apoyar a vosotros jugadores, jamas por estos directivos amadores; JUEGUEN POR NOSOTROS”.

bota-protesta.png_787813774

Pancarta de los jugadores en partido contra el Flamengo

A principios de Agosto el club logro por medio del SINDECLUBES la asociación de equipos del fútbol brasileño, 2,5 millones de reales para quitarse un mes de deudas con sus futbolistas, pero seis de los jugadores fueron informados de que no recibirían ya que sus fichas eran las más altas. Uno de esos seis atletas el lateral derecho Lucas logro por medio de la justicia su rescisión de contrato por estar a más de tres meses sin remuneración por su trabajo. La difícil situación financiera del club les obligo a vender a uno de sus principales jugadores el central Doria al Olympique de Marsella. Ademas de perder un jugador insustituible el club en ningún momento vio los 9 millones de la venta, ya que ese dinero fue embargado por el Ministerio de Hacienda de Brasil. La crisis financiera del club exploto literalmente a principios de octubre cuando su presidente decidió rescindir el contrato de sus cuatro mejores jugadores: Bolivar, Edilson y Julio Cesar, ademas del delantero Emerson Sheik que era el máximo goleador del equipo y que lo venía manteniendo lejos del Z-4, la decisión de rescindir a este último vino después de varios episodios de críticas a la directoria y tras ser expulsado del último partido contra el Bahia en Maracana y acercarse a una cámara y decir claramente: “CBF eres una vergüenza”. En una rueda de prensa algunos días después de haber sido dispensados los cuatro jugadores dieron sus veriones sobre los hechos, cargaron contra el presidente del Botafogo y dijeron que acptarian volver en caso de que hubiese un cambio en la directiva.

LA CONCLUSIÓN DEL DESCENSO:

Después de una secuencia negativa de cinco derrotas consecutivas y su hundimiento en la zona de descenso cerca de 20 ultras invadieron una sesión de entrenamiento del equipo y tuvieron una tensa conversación con los jugadores y con el entrenador en la sala de prensa, según testigos falto muy poco para que aficionados y algunos jugadores llegasen a las manos.

En la jornada 35 en un partido de vida o muerte, con la victoria el equipo alvinegro se pondría a un punto de la salvación y la oportunidad la tuvieron con un penalti a favor que lo falla Jobson, héroe del equipo en el 2009, a la contra de ese penalti el Figueirense con un hombre menos logro el 0-1 que sería el resultado definitivo y la sentencia del Botafogo, el descenso era solo cuestión de días. Exactamente 9 dias después en la jornada 37 se confirmó lo que muchos esperaban el descenso del equipo en un partido que se pudo ver todo aquello que les condeno a ese triste momento, fragilidad defensiva, poco poder de reacción y un descontrol emocional que les jugo muchas malas experiencias a lo largo de la competición. Al término de la partida los jugadores lamentaron el descenso y pidieron perdón a la afición que se había desplazado para apoyar el equipo en busca de un milagro; uno de los aficionados en la grada llevaba una pancarta demostrando su amor por el club en la que se podía leer: “Yo no amo a la Serie A, yo amo al Botafogo”. Esperemos poder volver a ver pronto al Botafogo en la élite del fútbol brasileño, este descenso quizás le venga bien, no sería la primera vez que un equipo con grandes problemas internos cae y a su vuelta hace grandes temporadas, el vivo ejemplo de ello es el Corinthians, que con grandes problemas financieros cayo y a su vuelta lograron grandes éxitos como ganar la Liga y la Copa Libertadores.

72bbc69f8fc2815158917da1a7be1c9667110a77

Comments

comments