HISTORIAS DE BATZOKI (IV): SAN MAMÉS ACABA TXURIURDIN

Introducción: Con la mente puesta en el derbi vasco de este fin de semana que enfrentará a la Real Sociedad contra el Athletic Club, en el estadio de Anoeta, en Falso9blog hemos decidido elaborar una serie de artículos sobre este gran duelo y sus últimas ediciones.

Para eso durante toda la semana os contaremos los antecedentes de este gran partido que hace que en el País Vasco todo el mundo viva el fútbol con más ilusión durante esa semana mágica.

Este es el último capítulo de la serie. Perteneciente a la jornada 25, tuvo la peculiaridad de disputarse el viernes por la noche por motivos televisivos., y fue el último derbi que se disputo en el antiguo estadio de San Mamés.

Athletic Club

Con varios jugadores que tenían la cabeza pensando en otros sitios excepto en Bilbao (como Fernando Llorente, con su traspaso a la Juventus casi confirmado), el Athletic no conseguía carburar en el campeonato doméstico.

Fernando Llorente, muy discutido por la afición.

Fernando Llorente, muy discutido por la afición.

Llegaba al derbi tras tres partidos sin ganar, y el derbi parecía buena ocasión para remontar el irregular vuelo de un avión rojiblanco que daba sensaciones de poder estrellarse en cualquier momento.

Las sensaciones ligueras de San Mamés no estaban siendo buenasA pesar de la victoria contundente contra el Atlético de Madrid por 3-0, que aportó mucho optimismo a la afición rojiblanca, la forma de local rojiblanca aportaba muchas dudas. Derrotas contra Rayo Vallecano, Zaragoza, Getafe, Betis o Espanyol (especialmente dolorosas estas dos, una tras remontar un 3-0 y otra cayendo por 0-4) hacían dudar al senado rojiblanco sobre si la catedral del fútbol español estaba recibiendo la despedida que se merecía.

Además de un Llorente que estaba siendo suplente y que todavía no había marcado en casa, Fernando Amorebieta, cuyo rendimiento estaba siendo uno de los más bajos de los que se recuerdan en Bilbao, también se había negado a renovar su contrato con el Athletic Club, por lo que pasó a la suplencia y, más tarde, a desaparecer de las convocatorias. Ambos internacionales y abucheados por la grada en muchos partidos.

Real Sociedad

De menos a mucho más. Así estaba siendo el rendimiento de la Real Sociedad esa temporada. En una racha que acabaría siendo aplastantemente asombrosa, llegaban al feudo rojiblanco habiendo perdido solamente dos veces en los últimos cuatro meses, y una de ellas tuvo sabor a victoria (4-3 en el Santiago Bernabéu, en el que Xabi Prieto se vistió de goleador y firmó un hat-trick). Con exhibiciones ante el Valencia fuera, un 2-5 claro que provocó la destitución de Mauricio Pellegrino, o ante el Barcelona en casa, remontando un 0-2, llegaban pletóricos al enfrentamiento entre las dos mayores entidades del fútbol vasco.

Exhibiciones ante Valencia o Barça.

Exhibiciones ante Valencia o Barça.

Fuera de casa las impresiones no eran malas, pero hasta ese momento tampoco eran las mejores (de 11 encuentros, 5 derrotas), impresiones tal vez condicionadas por el flojo inicio de temporada, ya que 4 de esas 5 derrotas llegaron entre agosto y octubre. El equipo comenzaba poco a poco a carburar, y acabaría firmando una temporada brillante.

El trío ofensivo de la Real Sociedad llegaba en buena forma. Carlos Vela era el máximo goleador con 9 goles, seguido por Agirretxe con 5 tantos y por Griezmann con 4. En total, 18 goles, firmando así más de la mitad de los goles que la Real marcaba, siendo de gran valor estos tres jugadores para las aspiraciones europeas del equipo del francés Phiippe Montanier, junto a otros jugadores que estaban haciendo una buena campaña como el mencionado Xabi Prieto.

Athletic Club 1-3 Real Sociedad

En un derbi que a la postre sería histórico, la Catedral mostraba una buena presencia de aficionados rojiblancos y txuriurdines, pendientes de las evoluciones de sus equipos. Un partido que empezó con dominio local, aunque solo sería el espejismo de una buena primera mitad. Estuvo a punto de comenzar el partido marcando el Athletic con dos buenos remates de Aduriz y San José a centros de falta de Ibai Gómez. Agirretxe también estuvo cerca de marcar con un pase de Griezmann de cabeza que se queda corto y que Raúl, el joven portero que dejó en la banca a Gorka Iraizoz por decisión de Bielsa, está a punto de tragarse.

Mucha presencia de aficionados txuriurdines.

Mucha presencia de aficionados txuriurdines.

Finalmente, llegaría el gol para el equipo que más se lo estaba mereciendo, para el Athletic, con un magnífico centro de Jon Aurtenetxe por la banda izquierda que con un magistral remate del bilbaíno Ibai serviría para conseguir perforar la meta de Claudio Bravo, un Ibai que lo celebraba señalando el escudo de su equipo.

Ibai Gómez, celebrando el gol.

Ibai Gómez, celebrando el gol.

Pero la alegría sería momentánea. Tan solo 3 minutos después del gol zurigorri, el uruguayo “Chori” Castro recupera el esférico, lo centra a la cabeza del francés Griezmann para que marcase su quinto gol en lo que iba de campaña, y para dejar desolada a Bilbao. Antoine celebró el gol como Cristiano Ronaldo en el Camp Nou: pidiendo calma, pues “ya estaba ahí Griezmann”. Y vaya si dio calma a la Real. Se llegaba al descanso con tablas en el marcador y con todo por decidir.

La segunda parte se convertiría en un recital txuriurdin. A los 21 minutos de la segunda parte, un centro del uruguayo Castro (que firmo una buena noche) es mal recogido por Raúl Fernández, queda el balón muerto y Agirretxe pone a placer en ventaja a la Real Sociedad. Raúl pasó a ser crucificado por este error, y de hecho después de este partido perdería la titularidad definitivamente. Sin quitar mérito a unos txuriurdines que con este gol se ponían por delante con total merecimiento, pues habían empezado la segunda mitad muy fuertes.

Agirretxe ponía por delante a la Real.

Agirretxe ponía por delante a la Real.

Y todavía había tiempo para duplicar la ventaja por dos. Carlos Vela que empezo de suplente acabo definitivamente con el Athletic anotando el tercero en un desajuste defensivo enorme del equipo de Marcelo Bielsa, resolviendo en el uno contra uno ante el guardameta, con un disparo preciso al palo izquierdo en el minuto 76. La Real puso así su broche al derbi. Un derbi en el que supo manejar los tiempos y los contratiempos y que jugo un fútbol preciso y precioso. Una Real que con todas sus virtudes acabaría clasificándose para la Champions.

El riojano Fernando Llorente ingreso en el terreno de juego, tuvo una ocasión y fue pitado por los aficionados. Como acabaría ocurriendo durante toda la temporada. El Athletic, tras el derbi, quedaba en una posición delicada: decimosexto, a tres puntos del descenso, y con la afición enfrentada. A pesar de todo esto, acabaría con final feliz, en el puesto decimosegundo. Este derbi terminó separando objetivos entre Athletic y Real Sociedad.

 

Athletic Club: Raúl; Iraola, San José, Laporte, Aurtenetxe (Muniain); Iturraspe, De Marcos, Ander Herrera; Susaeta, Ibai Gómez y Aduriz (Llorente)

Real Sociedad:  Bravo; Carlos Martínez, Mikel González, Íñigo Martínez, De la Bella; Markel Bergara, Illarramendi (Pardo); Chori Castro (Zurutuza) , Xabi Prieto, Griezmann; Agirretxe (Carlos Vela)

Amonestaciones: Laporte, Iturraspe, Muniain / Illarramendi

Comments

comments